10 consejos para una fiesta navideña inolvidable en tu hogar

Ya sea la víspera de Navidad, Año Nuevo o Día de Reyes, estas ocasiones son para ser compartidas con una abundancia de una deliciosa comida y bebida, una conversación interesante y un ánimo de fiesta. Y un buen anfitrión sabrá proporcionar un ambiente agradable para sus invitados.
Dawn Bryan, autora del libro, “El arte y la etiqueta de regalos”, experta en etiqueta y protocolo para celebridades, y fundadora de Qualipedia, un portal de información al consumidor y estilo de vida, ofrece los siguientes consejos que te ayudarán a poner ese sello personal en tu propio evento:

Planea con estilo personal: Crea una reunión a la que te gustaría asistir a ti mismo y una vez que comience, asegúrate de ser un invitado en tu propia fiesta.

No esperes más de ti mismo de lo que puedes ofrecer: Asegúrate de no estirarte demasiado, o subestimes el tiempo y los recursos necesarios, especialmente en tiempo de vacaciones cuando ambos son tan escazos. Haz listas y notas que te obliguen a ser realista acerca de tu tiempo y dinero.

Sé creativo: Si no tienes el espacio o las facilidades para preparar y servir una comida completa, sé creativo y crea por ejemplo una fiesta de postres o una cata de vino o miel. Luego haz de esta actividad tu propio evento anual.

Un menú versátil: Si tienes poca ayuda para servir, selecciona un menú versátil que se pueda mantener caliente o frío, reduciendo así al mínimo la necesidad de correr ida y vuelta toda la noche a la cocina.

No hace falta ser un gran cocinero para dar una gran fiesta: Elige un menú de comidas para calentar, platos o guisos de restaurantes locales, comida preparada de alguna tienda de comestibles, tienda especializada en alimentos o catálogo en línea. Puedes además combinar alimentos envasados y preparados con frutas frescas o verduras. El toque final lo dará tu creatividad personal.

Organiza puestos de comida y bebida: Coloca los alimentos y bebidas (excepto tal vez para los frutos secos y aperitivos) en lugares separados. Esto ayuda a controlar a los invitados y disminuye la probabilidad de derramar las bebidas y que se caigan los platos al suelo.

¿Esperas niños?: Prepárate para ellos creándole su propia zona de juegos y comedor. Inclúyeles actividades, alimentos fáciles de ingerir y bebidas en envases cerrados.

Saludar a tus invitados: Tú u otro miembro de la familia debe hacer todo lo posible para que los invitados se sientan bienvenidos tan pronto como llegan. Si un huésped no encuentra a nadie en la puerta, entonces tendrá que averiguar dónde poner los abrigos y las botas. Asimismo, el tener que llegar hasta la cocina para finalmente encontrarse a su anfitrión con la cabeza dentro del horno no es una experiencia muy acogedora.

No micro-gestiones: Relájate, después de que lleguen los invitados permite que las cosas fluyan, pero asegúrate de que las nuevas visitas que vayan llegando sean propiamente presentados a los demás invitados. Si no conocen a nadie, antes de que lleguen, puedes pedirle a un buen amigo que te de un ayude con ellos.

Selecciona música: Busca música que complemente, no domine la fiesta. Debe ser compatible con tus invitados en sus gustos y no ser repetitiva. Además, es preferible que sea más fuerte en el inicio de la fiesta, cuando hay menos personas y quieres que la gente converse, que más adelante, cuando las personas se sientan obligadas a elevar sus voces para poder ser oídos en la conversación.

Es además muy importante que siempre envíes a tus invitados a casa con una pequeña bolsa de regalitos, puede ser una media navideña, donas para el desayuno, una revista, un calendario del próximo años, bolsas pequeñas de chocolate o macarrones, o simplemente un adorno para su árbol de Navidad.

Fuente: Buenos padres

Anuncios

Cómo vestirse para la cena de Navidad

Cómo-vestirse-para-la-cena-de-NavidadPrepárate para la cena de Navidad y luce tus mejores prendas. ¿No sabes cómo vestirte? Aquí te decimos lo que puedes usar para las fiestas navideñas.

¡Qué raro! Las mujeres nos preocupamos con mucha anticipación por lo que usaremos en las ocasiones especiales. No te estreses, te compartimos estas ideas para que sepas cómo vestirte en la cena de Navidad y luzcas espectacular.

¿Sabes dónde será la cena? Dependiendo del lugar podrás escoger tu ropa. Si la cena será con la familia y amigos cercanos, puedes llevar un look informal. Los leggins no pasan de moda, ya sean negros, con estampados o traslúcidos. Son ideales si eres la organizadora de la cena, así tendrás movilidad y comodidad.

Esta prenda se puede combinar con cualquier otra. Una camisa de mangas largas, camiseta sin mangas, camisa larga o un vestido corto. Usa zapatos bajos, de tacón o botas hasta las rodillas. Es un look casual, pero ideal para la cena de Navidad.

Si el evento será en un hotel o un restaurante, tu atuendo debe ser más formal. Opta por los vestidos, en esta época los colores rojo o negro son clásicos y representativos de la Navidad. Si la cena es muy formal, usa un vestido largo, de lo contrario puedes usar uno corto.

Combínalo con accesorios plateados y zapatos negros, rojos o nude. Y no olvides llevar un abrigo para el frío.

¡Seguramente dejarás a todos con la boca abierta!

Por: Ana Lucía Valladares. starMedia

La navidad es una buena oportunidad para los solteros de encontrar pareja

navidadf_f7328ab3330f06db2ff4635031El ambiente festivo de las navidades es propicio para que los y las solteras puedan encontrar a esa persona especial que han venido buscando a lo largo del año. La esperanza de comenzar el 2010 con un romance que pueda convertirse en una pareja está presente.

A esta altura del año, cuando solo quedan unos días para las fiestas navideñas, se incrementa la cantidad de reuniones o cenas en el ámbito del trabajo o con amigos. Para quienes están solteros y quieren dejar de estarlo, el clima festivo y relajado de este tipo de eventos es un espacio propicio para comenzar una relación que pueda volverse importante.

Hay un porcentaje importante de hombres y mujeres que esperan, por ejemplo, la despedida del año para avanzar sobre ese o esa compañera por quien se sienten atraídos, con la esperanza comenzar un romance. También los hay que solo desean sacarse las ganas de compartir un encuentro erótico, sin más expectativas.

En cualquier caso, es importante no pasarse de ciertos límites y tomar algunos recaudos. No es aconsejable, por ejemplo, beber mucho alcohol porque esto puede desinhibir demasiado y se corre el riesgo de quedar en ridículo ante el resto de los compañeros. Los superiores o jefes deben quedar fuerza de la caza y es mejor llevar a esa persona especial a un lugar apartado para no ser el centro de las miradas.

Por: Carlos Fredo

Juguetes prácticos e inteligentes para la lista de regalos de tus niños este año

Como este año el presupuesto familiar es algo reducido, muchos padres van a analizar más a fondo los juguetes que sus hijos pedirán esta Navidad. Seguramente querrán alegrarlos y crear recuerdos felices de la temporada festiva pero también tomar decisiones inteligentes y fructíferas.
El juego es importante para el desarrollo del niño y los juguetes aportan magia y entusiasmo al aprendizaje de cómo funcionan las cosas y cómo llevarse bien con los demás. Y por supuesto, en la medida que crece, sus destrezas y necesidades están en cambio continuo. Por tanto, hay que conservar la lista de juguetes pero asegurarse que funcionen tanto para los padres como para el niño.

Comienza analizando atentamente los juguetes que el niño ha pedido o que estás considerando. ¿Le propiciarán al niño experimentar un tiempo de juego más perdurable o una experiencia más completa? ¿Son juguetes con los que los niños jugarán una y otra vez o perderán interés en ellos con demasiada rapidez? Si tienes varios hijos ¿podrán disfrutarlos conjuntamente o incluso con toda la familia?

La Dra. Kathleen Alfano, Ph.D., experta en desarrollo infantil y Directora de Investigaciones Infantiles de la productora de juguetes, Fisher-Price, propone varias sugerencias, “Los juguetes no tienen que ser costosos para que beneficien al niño. Pero el tiempo de juego es una oportunidad maravillosa para fomentar cada aspecto del aprendizaje y el desarrollo, propiciando destrezas físicas, sociales, emocionales, del lenguaje, el pensamiento y la imaginación. Algunos juguetes crean todo lo anterior de forma integral, mientras que otros se concentran en una o varias áreas”.

La Dra. Alfano aconseja buscar una variedad de juguetes que estimulen destrezas en áreas diferentes:

Trabajo en equipo: Ayuda a los niños en la práctica de destrezas sociales como compartir, negociar y cooperar entre sí.

Imaginación/Creatividad: Estimulan la curiosidad y fomentan el juego a representar roles, de forma entretenida, por supuesto. Estos tipos de juguetes también son una fuente extraordinaria de desarrollo de destrezas como el lenguaje y la socialización.

Actividad física y destrezas motoras: Fomentan el movimiento, perfeccionan la coordinación ojos-manos e incrementan el equilibrio, la fuerza y la agilidad.

Aprendizaje: Introduce elementos académicos básicos, desde letras, números y palabras a conceptos más avanzados que los preparan para la escuela.

Además, antes de navegar por la Internet para comprar juguetes o visitar la tienda más cercana, considera otros tres factores importantes que vale la pena tener en cuenta.

Los juguetes deben:

Corresponder a la edad y la etapa de desarrollo del niño.
Corresponder a sus intereses de juego.
Tener un potencial de “crecimiento junto con el niño”, ofreciendo formas abiertas para que el niño juegue. Un día trabajan en su cocina de juguete y con el tiempo podrían tener su propio restaurante ¡y contar con uno de sus hermanos para trabajar en la cocina!

Para obtener más información acerca de los productos que ayuden a tus niños a adquirir destrezas necesarias para su desarrollo visita la página web de Fisher Price.

¿Mamá soltera? 4 consejos para disfrutar la Navidad sin gastar mucho

Cada día me preguntaba si tendría suficiente dinero para gasolina o comida. Cada mes me preocupaba no poder pagar los servicios, el auto o la tarjeta de crédito que nos ayudaba cuando no había dinero suficiente. Y cada año, alrededor de la mitad de noviembre, comenzaba a sentir ansiedad por la obligación de los regalos de Navidad. Sabía que no sería capaz de darle a mi hija todo lo que ella deseaba, que no era mucho cuando era chica, pero nuestra cultura de las fiestas demanda gastar hasta el último centavo en regalos, y cuando los centavos se acaban, está la tarjeta plástica que lo hace todo posible.

Como muchos padres, amaba las mañanas de Navidad, cuando mi hija salía de su cama, despertándome cuando aún estaba oscuro, preguntándose si había llegado Santa Claus. Quería que todo fuera perfecto, algo que parecía imposible para mi pobre presupuesto.

Para combatir a la ansiedad y culpa por algo que era imposible, me enfoqué en lo que sí podía controlar. Las siguientes son ideas y sugerencias que me dieron otras mamás que me ayudaron a hacer de la Navidad mi fiesta favorita del año, sin tener que sentir ansiedad, culpa y sin hacerme de una deuda insuperable.
Conserva la Navidad

El mejor antídoto contra el consumismo de la Navidad con el que nos bombardean, es la Navidad por sí misma. Cada año mi familia celebra el regalo más grande de todos, Jesús –un regalo de sacrificio desinteresado lleno de amor y esperanza. Leemos, cantamos y vemos su historia juntos. Los únicos regalos palpables venían de los Reyes Magos, quienes le ofrecieron todo lo que tenían como agradecimiento y tributo. Cuando esa historia te reconforta, un iPod parece cualquier cosa.

Pero claro, somos humanos, y parte de la Navidad es la cultura de los regalos. Así que a menos que quisiera eliminar esa parte por completo, tenía que ponerme creativa. Y lo hacía, compartiendo.

Comparte la lista

Tengo la bendición de tener una familia grande y amigos maravilloso que aman a mi hija y me ayudan a criarla. Todos ellos son mi gente y muchas veces me preguntan qué es lo que mi hija quiere para Navidad. Aquí es cuando saco la lista y les digo qué es lo que ella quiere. Sus abuelos suelen pedir comprar las cosas más caras. Por supuesto, accedo. No quiero ocupar todo mi crédito. Mucho de él se va con Santa.

Comunícate con el papá

Hay ex esposos que son cooperativos. Si este es el caso, discute qué regalos quieren tus hijos, quién comprará qué y cómo se los darán a los niños. ¿Por qué comprar dos cosas iguales? Ni tu hijo lo necesita así ni hay nadie que pueda costearlo. Trabajen juntos. Esto hará que sea una mejor Navidad.

Sé honesta

Entre más crece mi hija, más honesta y realista puedo ser con ella cuando se trata de dinero. Y aunque no necesitamos abrumarlos con nuestros problemas financiero, es importante enseñarles el límite del dinero. Creamos un presupuesto y ella debe priorizar. ¿Quería un regalo grande o varios pequeños? Ella puede decir lo que realmente quiere y yo puedo dárselo, aunque ella sigue agradeciéndole a Santa, mientras se sienta junto a mí con una gran sonrisa.

Entre más crece mi hija, más se concentra en dar regalos que en recibirlos. La veo disfrutar el darle algo a alguien y alegrarle el día. Es algo hermoso. La Navidad se ha convertido en una oportunidad para enseñarle lo que realmente es importante y cómo enfocarse más en ello.

Fuente: Buenos padres